Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 13/01/15

“El problema no es hacer cosas estúpidas, sino hacerlas con solemnidad”: así que acá lo tenemos a Kerouac, borracho en televisión, intentando besar a la entrevistadora italiana; una clase de literatura de Cha Cha Cha y a los Monty Python y un hijo de escritor descarriado, que abandona todo por la minería.

Por Valeria Tentoni.

Año 1966: Jack Kerouac llega como invitado a los estudios de la RAI TV, en Italia, para ser entrevistado por la escritora y traductora Fernanda Pivano en el programa Segnalibro. “Sos hermosa, es por eso que te odian”, balbucea muy cerca del perfil de la rubia, a distancia test de alcoholemia, para encender diez segundos de incomodidad periodística. Cuando le intenta hablar en italiano, la palabra que el autor de Los vagabundos del Dharma busca es “signorina”, pero le sale…

—Señorita… ¡No! Señorina, señora…

—Nevermind! —le responde ella, regia.

(más…)

Read Full Post »

La curaduría de poesía sigue rotando: este mes conoceremos cuatro voces de Venezuela, gracias a la traductora y poeta Gladys Mendía, autora, entre otros, de El tiempo es la herida que gotea. Su serie comienza con Jairo Rojas Rojas.

Selección de Gladys Mendía. Foto de Angélica Pernía.

Jairo Rojas Rojas

Jairo Rojas Rojas nació en Mérida en 1980. Es Licenciado en Letras con mención en Historia del Arte. Ha publicado La Rendija de la puerta, ganador de la IV Bienal de Literatura Ramón Palomares (2011) y La O azul, ganador en el III Concurso Nacional de Poesía de Venezuela (2012).

(más…)

Read Full Post »

La cantante, actriz y escritora elige sus cinco citas favoritas del último volumen de los Cuadernos de Lengua y Literatura de Mario Ortiz.

Selección de Rosario Bléfari.

Ortiz«Pero debo recordar: existen problemas cuya solución solo es posible en la obra poética.

Decirlo en voz alta.

Y además: esto apenas es un cuaderno de notas, registros de experimentación.

Esto también hay que decirlo en voz alta.

Contra toda tentación de escribir libros».

*

«Sólo un acto de insistencia puede enfrentar al Ángel de la Melancolía.

Volver a sí mismo para ser otro. Reescribir hasta que el texto se abra a lo inaudito. Narciso fue el reflejo vacío que se volvió narciso en la quietud de un espejo líquido. Entonces, ¿quién era el verdadero adolescente si esa imagen que flotaba en el agua alzó sus dedos hacia los dedos que descendías hasta la superficie y lo convirtió en una flor?

Yio estoy asomado a a superficie blanca de esta hoja y me pregunto si la birome y las palabras que va trazando no son las que me escriben a mí.

¿En qué me estoy convirtiendo?»

(más…)

Read Full Post »