Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Ray Bradbury’

¿Cómo desobedecer a 10 maestros a la vez? Un remixado de las advertencias de Miller, Quiroga, O’Connor, Poe, Woolf, Orwell, Hemingway, Bradbury, Chéjov y Faulkner.

Por Valeria Tentoni.

Ray Bradbury Ray recomienda, por ejemplo, tener el escritorio bien ordenadito.

Los consejos de escritura no sirven demasiado para nadie más que para quien los escribió. El otro día, cierta persona que admiro y recibió con paciencia un consejo que me tomé el atrevimiento de dar sin que me lo pidan, me advirtió: “Cuando uno da consejos a otro, un poco siempre se está hablando a sí mismo”. No me acuerdo quién dijo: lo que en realidad está buscando alguien que pide un consejo son cómplices para las decisiones que ya tiene tomadas. Quizás entraste a esta nota porque estás buscando cómplices. O tentando la fantasía de un parecido con un escritor o escritora que te maravilla. Todos nos parecemos a Miller en algún micrón de nuestra existencia. En el Elogio del desequilibrio, de Marcelino Cereijido, se explica el proceso de refrito atómico que hace el universo con las cosas vivas y muertas y hasta podríamos delirar en la idea de que una infinitesimal porción de materia que compuso, por ejemplo, la espiral de la huella del dedo con que Miller estampó la última palabra de alguno de sus trópicos está ahora en la yema con la que clickeamos para llegar aquí. (más…)

Read Full Post »

¿Cuán independiente es un personaje de su autor? Si hay cosas que no sabemos que sabemos, hay cosas que no sabemos que hemos escrito. Algunas preguntas sobre las transferencias involuntarias de los prejuicios, los temores, las pasiones, los deseos y posición del escritor ante su tiempo en las ficciones que compone.

Por Valeria Tentoni.

Zizek

Para Ray Bradbury, los personajes funcionan como médiums entre el autor y ese otro sí mismo dentro del autor: el proceso de escritura es a la vez un proceso de autoconocimiento. “La máquina de escribir debe ser como una Ouija, tus manos se deben mover sobre el teclado y revelar cosas sobre vos mismo que no sabías, que desconocías. Por ejemplo, en mi libro Farenheit 451, el personaje de Montag soy yo, descubriéndome a mí mismo. Hay partes de la personalidad que son destructivas, y las sacás y así encontrás maneras de volverte creativo. El personaje de Montag es un dictador que descubre que está incendiando no solo libros sino también ideas, así que sale en busca de redescubrirse y de descubrir cómo leer y cómo estar vivo a través de la lectura. Así abandona su profesión y se convierte en un destructor de los destructores”. (más…)

Read Full Post »